EDITORIAL / La Moncloa

Comienza hoy una semana que algunos quieren que sea decisiva para la gobernabilidad de España, aunque nadie está seguro de cómo puede acabar. Y eso que hay cosas seguras:

– Mariano Rajoy sólo será presidente si le apoya Ciudadanos y se abstiene el PSOE.
– Pero Albert Rivera ha dicho que sólo apoyará al PP si no continúa el gallego.
– Y los socialistas se suicidarían si no forzaran un relevo en La Moncloa.

De modo que es improbable que el de Pontevedra salga elegido en primera votación (donde hace falta sumar mayoría absoluta en el Congreso a favor del candidato popular).

Y así se llegará a la sesión de vuelta, donde vale con que haya más síes que noes para investir a Rajoy... para lo que el candidato del PP deberá tener el apoyo de los nacionalistas, así que tendrá que hablar catalán en la intimidad (como hizo Aznar) y también vasco, lo que le enfrentará a los suyos.

Aunque enfrente estará Pedro Sánchez, que sólo tendrá éxito si se traga el sapo de haber sido despechado anteriormente por Podemos y eso es algo poco probable. Y eso que nunca se sabe en política, de manera que la cosa del próximo inquilino de La Moncloa está que arde.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Whisky en la copa

¿Cómo satisfacer las demandas de la población?

El 'chapero' Nicolás