EDITORIAL / La tele ya es sólo un negocio

La televisión se ha convertido ya exclusivamente en un negocio en España, tras la toma de control de las emisiones vía satélite por parte de Telefónica, que acaba de hacerse con el control de Canal Plus y lo sumará a las plataformas Movistar e Imagenio. De paso, la empresa se ha hecho con derechos sobre varios clubes de fútbol.

La noticia es muy mala para el espectador español, que tendrá que elegir entre los intereses de cadenas comerciales y las emisiones de ambición política, a partir de la toma de control de muchos medios por parte del Gobierno de Mariano Rajoy. Y los dos pervierten el objetivo de la Comunicación, que siempre tiene parte de objetivo comercial y de interés político, pero no sólo.

Los editores acaban teniendo en sus manos una máquina de hacer dinero y de influencia (sin haberlo pretendido) cuando hacen bien su trabajo, que tiene tres patas vocacionales: servicio público, entretenimiento e información. Si esta terna deja de ser el objetivo, los medios se convierten en basura (como Telecinco, en el caso de que sólo quieran ganar dinero) y/o propaganda (como TVE, que renuncia a todo lo que no sea influir sobre la opinión de la población).

Pero la firma de telecomunicaciones que ha comprado el Digital no tiene vocación editorial alguna; así que la TV de España ya es de tres grupos: Telefónica Medios, Atresmedia y Mediaset, que concentran el 70 por ciento del sector bajo una perspectiva comercial a toda costa, con el resto puesto bajo intereses políticos; por suerte, todavía tienen objetivos distintos... pero serán el mismo algún día.

Y, si no, al tiempo... Orwell advirtió de ello, hablando del Ministerio del Pensamiento.

Comentarios

Entradas populares de este blog

El 'chapero' Nicolás

La Gastronomía y la naturaleza humana

LECTURAS SOSEGADAS / Periodistas inmundos y 'non gratos'